Logo ABS
Imprimir
Blog Consejos para vivir tranquilo

Relación entre obesidad e incontinencia urinaria

Quizá nunca reparamos en que la obesidad y la incontinencia urinaria están íntimamente relacionadas. El exceso de peso provoca que el suelo pélvico  esté sobrecargado y eso hace que se produzcan pérdidas de orina de forma involuntaria.

Por eso, es fundamental cuidar nuestra alimentación y complementarla con la práctica de ejercicio físico, adaptado a cada persona y edad. Eso nos permitirá reducir la incontinencia urinaria y mejorar nuestra salud.

Relación entre obesidad e incontinencia urinaria

Actualmente, esta relación está más que probada. En el periódico de urología (en inglés, Journal of Urology) se demostró que el aumento del Índice de Masa Corporal (IMC) en unos 5 puntos podía aumentar desde un 20 % hasta un 70 % la incontinencia urinaria. Además, en este mismo estudio, se vio que los pacientes que aumentan su IMC tienen más probabilidades de desarrollar incontinencia en un futuro. De esta manera es como la obesidad se convierte en factor de riesgo para padecer incontinencia urinaria.

No obstante, este no es el único estudio que se ha realizado al respecto. En el periódico sobre ginecología y obstetricia (Obstetrics & Gynecology, en inglés) se publica un artículo esperanzador para aquellos que sufren obesidad e incontinencia urinaria. Tras realizar varios estudios con mujeres, se observó que la reducción de un 5 a un 10 % de peso mejoraba significativamente las pérdidas de orina o la urgencia por acudir al baño. Asimismo, las pacientes que se sometían a una cirugía para reducir su peso también observaban mejoras en este aspecto.

Los estudios dicen que una pérdida de un 13 % del peso corporal, repercute en una disminución de la presión que se ejerce sobre la vejiga.

¿Cómo mejorar la salud y disminuir de peso?

La obesidad y el sobrepeso son un problema de salud que ha de tratarse con sumo cuidado, ya que favorece a la incontinencia urinaria, sobre todo a la de esfuerzo, la que aparece cuando tosemos, reímos, estornudamos, etc. En este caso, es importante centrar nuestros esfuerzos en controlar el peso y fortalecer el suelo pélvico. Estos músculos que se encuentran en la zona inferior de la vejiga han de estar ejercitados para evitar pérdidas de orina.

Por tanto, es fundamental realizar una dieta basada en una alimentación saludable con frutas, verduras y proteínas de calidad, combinándola con ejercicio físico. Esto hará que el suelo pélvico se refuerce y mejoren los síntomas de incontinencia.

 

Bimedica.

Avenida de Barcelona nº 255
08750 Molins de Rei
Barcelona (Spain)

bimedica@bimedica.com
+34 93 334 05 08

www.bimedica.com